Transporte de bicicletas en el coche ¿lo hacemos bien?

En breve comenzará la operación salida de Verano 2018. En estas fechas es costumbre ir con el coche cargado y en ocasiones también transportamos nuestra bicicleta, pero ¿lo hacemos de forma correcta? o mejor dicho ¿lo hacemos de forma segura? El transporte de objetos, ya sea bicicletas, no es cualquier broma. Se debe hacer siempre de forma segura, pues generalmente no parece tener más peligro, pero en caso de accidente una bicicleta puede ser un arma mortífera. Un reciente estudio de la RACE con una compañía aseguradora ha demostrado que muchos conductores transportan las bicicletas en el interior de su vehículo de manera incorrecta, es decir, sin sujetar. Transporte de bicicletas en el coche (9) El estudio se ha realizado en más de 2.600 conductores, de los cuales un 70% considera que transportar la bicicleta en el interior del coche sin sujetar no constituye peligro alguno. De todos, el 17% transportaba la bicicleta de esta manera usualmente y hay otros muchos más que también lo hacen de manera esporádica, principalmente por comodidad. Pero lo más preocupante es que tanto ese 70% como el 17% creen que es seguro, y es que desconocen la normativa al respecto.

Transporte de bicicletas en el interior, normativa aplicable

Desde la DGT advierten que la carga, especialmente en el interior del vehículo, debe estar bien amarrada y no constituir ningún obstáculo o peligro. El Reglamento General de Circulación (art 14) advierte que la carga transportada y los accesorios para su protección no deben desplazarse de manera peligrosa. A su vez el mismo reglamento (art 18) establece que el conductor está obligado a mantener su propia libertad de movimientos, el campo necesario de visión y la atención permanente a la conducción, que garanticen su propia seguridad y la del resto de los ocupantes del vehículo. Como hemos dicho, la gran mayoría de los conductores desconocen esto. En base al estudio mencionado el 88% de los conductores no saben esta sencilla normativa aplicable y el 90% también desconoce las sanciones que se pueden imponer. GUARDIAS CIVILES EN UNA JORNADA DIARIA DE TRABAJO / UN GUARDIA CIVIL PONE UNA MULTA A criterio de los Agentes las denuncias pueden ir desde 80€ por una infracción leve relativa a la mala disposición de la carga o no tener la libertad de movimientos/campo de visión, hasta los 200€ por una infracción grave si la carga que se transporta constituye peligro para los ocupantes en caso de maniobra brusca.

¿Cuáles son las consecuencias en caso de accidente?

El estudio también incluye una simulación estilo pruebas Euroncap. Por ejemplo, se ha simulado un accidente de tipo colisión frontal a 64 km/h en un turismo con 2 bicicletas en su interior, dos bolsas de viaje, dos cascos y una caja; lo que generalmente se podría transportar en una escapada de fin de semana, puente o traslado a una prueba deportiva. ¿Resultado? Tras la simulación y teniendo en cuenta la disposición de la carga, las bolsas de equipaje apenas se mueven, ya que tropiezan contra el respaldo del asiento delantero. Las bicicletas en cambio acaban desplazándose por delante del reposacabezas, constituyendo un gran peligro para la cabeza del conductor y las lesiones resultantes que eso podría conllevar. Con la reducción brusca de velocidad las bicicletas se desplazan de tal manera que son capaces de mover a los ocupantes del vehículo en una posición que tanto el cinturón de seguridad como el sistema de Airbag no actuarían correctamente. Finalmente las ruedas de la bicicleta chocan contra el parabrisas y acaban fuera del habitáculo, del mismo modo que podría acabar un ocupante sin el cinturón de seguridad abrochado.

¿Cómo puedo transportar mi bicicleta?

Afortunadamente hoy en día existen distintos sistemas que permiten transportar nuestras bicicletas de forma segura, especialmente para los ocupantes del vehículo. Unos sistemas son más sofisticados que otros, requieren cierto accesorio y generalmente se clasifican en 3. Transporte de bicicletas en el coche (8) Portabicis de techo: tal vez es el más común, el que siempre hemos visto, pero es el que más inconvenientes ofrece. Como ventajas ofrece que no afecta a la visibilidad y deja la puerta del maletero libre. Sus inconvenientes son la gran afectación que tiene en la aerodinámica, lo que conlleva ruidos a velocidades elevadas (más de 80km/h) y un consumo de combustible mayor. Otra ventaja que tiene es que es bastante económico, a pesar de que precisa además del portabicicletas en sí las barras o lo que coloquialmente se conoce como baca. Otros inconvenientes que tiene es la poca practicidad para colocar la bicicleta, ya que la tenemos que subir, y el peligro de "destrozar" la bicicleta en techos bajos como aparcamientos, garajes o semejantes. Transporte de bicicletas en el coche (11) Portabicis de portón: también es bastante común y al igual que el anterior es económico, siendo un sistema sencillo. En función del modelo permite transportar entre 2 y 3 bicicletas en la parte trasera del vehículo. Este sin embargo si que afecta bastante a la visibilidad y bloquea el acceso al maletero. Como ventaja respecto al anterior es que no dificulta tanto la aerodinámica y es más práctico para colocar la bicicleta. Transporte de bicicletas en el coche (10) Portabicis de enganche: en nuestra opinión el mejor de todos, es del tipo de sistemas de la firma Thule. Este portabicicletas es fácil de instalar y colocar las bicis es muy sencillo, pero precisa llevar la bola de remolque, de ahí su nombre. Con este sistema casi todo son ventajas. Permite transportar de 2 a 4 bicicletas (según modelo), no dificulta el acceso al maletero, de hecho algunos son abatibles; y no afectan en gran medida a la aerodinámica del vehículo lo que evita ruidos molestos y consumos de carburante más elevados. Como inconveniente principal está el precio, pues son bastante caros, ya que algunos incluyen (según vehículo) ópticas traseras, intermitentes y portamatriculas, por lo que habría que sumar una matrícula.

Transporte de bicicletas en el exterior, normativa aplicable

Remitiéndonos de nuevo al Reglamento General de Circulación, el artículo 14 establece que la carga transportada no deberá caer, arrastrar o desplazarse de manera peligrosa. En ningún caso deberá ocultar los dispositivos de alumbrado, señalización y distintivos/placas obligatorios, que es a los que nos referíamos en el portabicicletas de enganche. El artículo siguiente dice que en los vehículos tipo turismo (compactos, berlinas o rancheras) la carga podrá sobresalir un 10% por la parte posterior y un 15% si fuera indivisible, esta segunda cifra podría ser aplicable a las bicicletas. Cuando sobresalga la carga se deberá llevar un panel que lo señalice, la señal V20 (fotografía superior), y si además es de noches, anocheciendo o amaneciendo se debe llevar una luz roja junto a la placa. En último lugar si el tipo de portabicis que llevamos dificulta la visibilidad a través del portón trasero es preciso que el coche lleve el retrovisor exterior derecho, ya que el interior carecerá prácticamente de hacer su función. Además si el vehículo es bastante largo es recomendable llevar unos retrovisores exteriores extra, del mismo estilo que se llevan cuando se transportan caravanas.

Transporte de bicicletas en el coche ¿lo hacemos bien?
Share this